Dos actos vandálicos se registraron en las últimas 48 horas contra buses del Sistema en la estación Molino, y en el barrio Cabecera del Llano de Piedecuesta.

 

En el primer hecho ocurrido la noche del pasado martes, desconocidos partieron los vidrios panorámicos del bus P1039 de placas: SSY 886 que cubría la ruta P8, en el barrio Cabecera del Llano de Piedecuesta.

El segundo caso sucedido la noche de este miércoles también en Piedecuesta, fue apedreado el bus P1058 de placas: SSY 017, cerca de la estación Molino cuando cumplía el recorrido de la ruta: RE1.  

Los daños en ambos automotores fueron avaluados en 2 millones de pesos. Los buses averiados pertenecen al concesionario, MetroCinco Plus.

Metrolínea solicitó colaboración a la Policía de Piedecuesta, a fin de que se realicen operativos y patrullajes de acompañamiento en estos sectores para evitar que dichos casos delictivos se repitan. También pidió a la ciudadanía colaboración para denunciar a los responsables de estos actos vandálicos.

 

Oficina de Prensa y Comunicaciones

Metrolínea S.A.